29 mayo, 2008

El guión de Indy IV: CARTA ABIERTA A DAVID KOEPP


Estimado camarada:

Espero que me disculpe el descaro con que me refiero a usted, colocándome a la altura de uno de los más cualificados creadores de mundos que ha dado el último cine. Máxime cuando no soy más que un humilde guionista televisivo, cuyos sueños serán lo más cerca que estará nunca de que Spielberg le llame por teléfono para encomendarle la escritura de un guión.

Es por esto que me cuesta tanto admitir que su incursión literaria en el universo de Indiana Jones haya resultado tan, si me permite la expresión, delusoria.

No me malinterprete: como profesional, puedo llegar a entender los internos sístoles y diástoles de los sistemas de producción, pulsiones en definitiva que pueden arruinar la obra de alguien con su talento. Y por eso he procurado siempre excusar cuantas negligencias he encontrado en el texto definitivo de “Indiana Jones y el Reino de la Calavera de Cristal”, que usted ha firmado como propio.

No es ya que los personajes no estén definidos. Ni que sus relaciones estén totalmente desaprovechadas. Ni que sus comportamientos sean radicalmente absurdos. Ni que la narración sea confusa. Ni que las transiciones puedan incluirse en un catálogo de horrores del cine contemporáneo. Ni que los gags no funcionen. Ni que haya (muchas) secuencias que no llevan a ninguna parte. Ni que la figura de Indiana Jones brille por su ausencia. Ni que la absoluta falta de lógica campe a sus anchas. Ni que las escenas de acción sean prescindibles y tediosas. Ni que los malos den risa. Ni que el McGuffin tenga la misma trascendencia que un especial de Iker Jiménez.

No es nada de eso, vive Dios. Todo aquello, como antes apuntaba, es perfectamente explicable en función de las desafortunadas presiones de los actuales organigramas de Hollywood. Es que su guión falla en algo tan básico como los tiempos de resolución de enigmas.

Me explico, aunque supongo que un maestro de su talla sabrá por dónde voy: Roger Corman solía decir con mucho acierto que un buen guión era aquel en el que los personajes no encontraban fácilmente la respuesta a sus problemas, y que la particular facilidad de éstos para resolverlos era lo que caracterizaba indefectiblemente a la serie Z. Con un par de enigmas o tres en toda la película, se engancha a la audiencia, obligándola a pensar con los protagonistas en la forma de salir adelante.

Aquí en cambio todo se resuelve en un constante Deus ex Machina más aburrido que MIS COJONES.

"Oh, llegamos a la celda de nuestro querido amigo loco. Oh, mira, dejó algunas inscripciones. Oh, 'retornar'... ¡claro! ¡debe referirse a retornar la calavera a algún sitio! ¡Oh, me subo aquí y veo claramente el plano de un cementerio! ¡Ese debe ser el sitio!" (viaje hasta el cementerio) "Oh, ya estamos en el cementerio. Oh, hemos llegado a la cámara. Oh, ¿por qué se mueven estas monedas? ¡Oh, son atraídas por ese saco! Oh, ¿qué hay dentro? ¡Oh, la calavera de cristal! ¡Oh, pero el cristal no atrae el metal! ¡Oh, por tanto es extraterrestre!”

Y así, con un promedio temporal de 20 segundos desde que se plantea cada enigma hasta que se resuelve, ha conseguido firmar el guión de aventuras más carente de interés que consigo recordar.

De principiante, estimado señor Koepp. Y lo peor es que, lejos de conseguir un mínimo de suspense en la naturaleza ufológica del misterio, deja todo clarísimo desde la primera secuencia. Querido David (permíteme que te apee el tratamiento, ya hay confianza), yo no he escrito “Misión Imposible”, pero con todos los respetos, CÓMEME EL RABO. Y aprende de tus predecesores, asqueroso hijo de la grandísima puta. Aprende como mínimo de Jeff Boam, ¿te suena? Sí, es el autor de "Indiana Jones y la última Cruzada", donde apenas había 3 enigmas absolutamente acojonantes y estructurados COMO DIOS, y el resto era acción compensada con geniales gags en la justa medida, cada uno de ellos destinado a una deliciosa definición de personajes. Aprende que un guión no se REDACTA, se ESCRIBE. Aprende a crear una historia con una técnica que no sea la acumulación más barata y hedionda. Aprende de TI MISMO hace quince años, porque el Alan Grant de “Parque Jurásico” tiene más de Indiana Jones que este engendro mecánico con sombrero y látigo que te has marcado. Aprende a respetar el género de aventuras, y en especial el género INDY, porque cabronazo de mierda, te voy a dar una segunda oportunidad.

Será difícil, pero lo harás si aprecias en algo tu vida. Vas a volver a escribir LA CUARTA PARTE DE INDIANA JONES. Y apáñate como quieras, pero convence al DÚO GERIÁTRICO de que queme todas las copias y negativos de esta BASURA INFAME que habéis tenido la valentía de llamar película. Vas a volver a escribirla y va a ser LA PELÍCULA DE INDIANA JONES. Me la come si no tienes la culpa del despropósito, porque el simple hecho de no dimitir ante esta vergüenza es ya de por sí una declaración de principios. Vas a hacerlo, condenado hijo de perra. Y vas a obligar a esos mierdas a que VUELVAN A RODARLA. Te doy como plazo la fecha de salida de los DVDs. Porque si una sola persona de este mundo adquiere esta infección y la reproduce en la placidez de su casa, te aseguro que te ocurrirá algo que jamás en tu puta vida de guionistilla favorecido comemierdas se te pasaría por la cabeza.

Así que ya sabes. A currar, GILIPOLLAS.

Fdo:

El látigo de Indy

5 comentarios:

Anónimo dijo...

Por desgracia, látigo, todo eso que pides no se hizo con la truñogía nueva de Star Wars. No hay un botón UNDO en el cine que deshaga una película y lo que es peor, el recuerdo de haberla visto (hasta que inventen la máquina de Paycheck).

Así que me temo que Indy 4 llegará a las casas de la gente y es más, habrá muchos fans que ahora están indignadísimos, que la irán aceptando como una más de la familia, porque no les quedará otra.

Si el dúo geriátrico escuchara todas estas quejas, es posible que durante un par de minutos reflexionaran sobre ellas, pero luego no harían nada.

Han matado a Indy. ¡Hijos de puta!

videodromo dijo...

Sabes que es lo malo, que los excelentes resultados de taquilla les han envalentonado y van a treverse con un Indiana Jones 5. Yo ese día en el pase de prensa puede que cuelgue me saque los ojos.

Angel "Verbal" Kint dijo...

Me parece exagerado...eso si, me he reido mucho...

Anónimo dijo...

Muchísimas gracias por expresar con ese florido verbo los sentimientos de muchos aficionados.
Me lo he pasado tan bien leyendo que casi me ha compensado de la decepción de la película.
Ahora, el otro dia volví a ver una vez mas "la Última cruzada" y creo que te has quedado corto.
Que vuelvan a hacerla, si, pero al guionista hay que cortarle los huevos de todas formas... ¿no?

Pedro Angosto

Anónimo dijo...

No tengo más que aplaudir con muchísimas ganas este texto.

Lástima que sólo quede en una rabieta: la rabieta que todos tenemos de que hayan dilapidado nuestro personaje favorito con un descaro que sólo merece la horca. Pero no la horca sólo para el guionista, sino para todo implicado que haya dado el visto nuevo a esa basura. Incluyendo a Spielberg, Lucas y Ford, claro está. Lástima que, al final, nuestras palabras valgan menos que los resultados de taquilla. La vida es injusta.